Los conservadores británicos proponen un supervisor de hipermercados que garantice los márgenes del sector agrícola

interrogacion.gifEL ECONOMISTA – El Partido Conservador británico ha propuesto implantar un supervisor de hipermercados y supermercados con jurisdicción para evitar que las principales empresas del sector aprovechen su envergadura e influencia para reducir los márgenes de beneficio de agricultores y otros proveedores, informa el diario “The Guardian”.

La propuesta se incluye entre las promesas electorales del partido, que también proyecta crear un nuevo organismo dedicado a esas funciones si resulta elegido en las próximas elecciones generales.

“Los supermercados e hipermercados aportan beneficios pero ciertos aspectos de cómo tratan a sus proveedores pueden perjudicar tanto a consumidores como a agricultores”, ha subrayado Nick Herbert, responsable de agricultura y medioambiente del Partido Conservador.

“Aunque ya existe un código de buenas prácticas que prohibe estrategias que reduzcan los márgenes de beneficio del sector agrícola, éste no servirá de nada si no se aplica de modo efectivo”, añadió el diputado conservador.

Se preveía que el Ejecutivo británico tomaría la decisión de si aprobaba o no la implantación de un supervisor de hipermercados y supermercados a finales de 2009, pero no lo ha hecho de momento, debido a la oposición de Tesco, Asda, Sainsbury’s y Morrisons, los 4 principales hipermercados de aquel país.

Por su parte, el parlamentario laborista Albert Owen ha presentado una propuesta de ley en ese sentido, que cuenta con el apoyo de National Farmers Union, el sindicato nacional de agricultores.

Una respuesta to “Los conservadores británicos proponen un supervisor de hipermercados que garantice los márgenes del sector agrícola”

  1. Koala Says:

    Algo deberíamos de aprender del sector agrario europeo. El común ciudadano europeo tiene del agricultor o ganadero la imagén un pequeño empresario, dedicado y afanado en la producción de productos de calidad y a la gestión del entorno, contando en general por ello con un gran respeto social.Ello repercute positivamente en políticas como ésta, seguramente con amplio consenso ciudadano.
    Mientras en nuestro país no cambie la imagen que los urbanitas y políticos tienen de los “pueblerinos” con “boina a rosca”… di de lejos podremos pretender medidas de éste pelo.
    Debemos pensar que tal vez… tengamos lo que nos merecemos..

Escriba su comentario