López anuncia ayudas al sector lácteo para evitar el cierre de ganaderías

escudo_gvasco1936.gifEL CORREO – Hace ya meses que los ganaderos piden a las administraciones públicas ayudas puntuales que les permitan afrontar el difícil momento que viven. Ayer, el lehendakari, Patxi López, anunció la puesta en marcha de «un paquete de medidas urgentes» del que se beneficiarán las explotaciones con más dificultades. El objetivo es evitar el cierre de ganaderías en el País Vasco, asfixiadas, sobre todo, por los menguantes precios de la leche. Para ello, el Gobierno vasco emprenderá un proceso de diálogo con los representantes del sector para «debatir y consensuar las respuestas más eficaces». El anuncio se produce un día después de que la Diputación de Vizcaya anunciase ayudas directas urgentes de 280.000 euros. Además, la entidad foral, ya ha destinado cuatro millones a subvenciones al sector.

También ayer los ganaderos mostraron su inquietud en una tractorada que tuvo lugar en Bilbao. En la marcha, encabezada por dos reses, 19 tractores y tres camiones, participaron 200 profesionales que salieron a las ocho de la mañana de Carranza. Al mediodía colapsaron el centro de Bilbao para terminar en el teatro Arriaga. La movilización tenía como objetivo, precisamente, reclamar ayudas al Gobierno vasco, ya que tanto esas como las de la Diputación son «imprescindibles» para un sector que en veinte años ha pasado de tener 15.000 a 800 explotaciones en la comunidad autónoma.

El principal problema de los ganaderos son las bajadas en el precio de la leche (ahora está entre 25 y 28 euros el litro) y las subidas de los piensos, que disparan los gastos de producción (se estima que llegan a los 45 céntimos por litro). Con este panorama, según fuentes del sindicato agrario EHNE, la supervivencia de las ganaderías está más que comprometida.

Por eso, en un primer momento, reclaman ayudas de emergencia por parte de las administraciones más cercanas. Sin embargo, las soluciones definitivas llegarán desde Europa, según reconoce Andoni García, miembro de EHNE y de la ejecutiva de COAG a nivel nacional. Para controlar los precios, reclama «que se recuperen las cuotas» y así evitar una sobreproducción que «tira para abajo de los precios». Por otra parte, también ve necesario que se vuelva a los precios de intervención ya que, desde su «práctica eliminación, el mercado está en manos de las comercializadoras». Para todo eso, EHNE pide que el Gobierno español presione en Bruselas.

Escriba su comentario