Lakua rebaja a 3 millones su previsión de recaudación por el canon del agua

ura_1.jpgEl Mundo. La Agencia Vasca del Agua (URA) espera recaudar en 2010 a través del impuesto ecológico del agua alrededor de tres millones de euros, un millón y medio menos de lo previsto en los presupuestos del Gobierno vasco para este año.

El director general de la Agencia Vasca del Agua (URA), Iñaki Urrizalki, ha ofrecido los datos de recaudación actuales por la aplicación de este nuevo tributo durante una comparecencia en la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Vasco.

 

Según ha dicho, la recaudación correspondiente al 2009 todavía no ha concluido y ha explicado que estiman ingresar alrededor de 2.100.000 euros.

Hasta la fecha, ha afirmado que la Agencia Vasca del Agua ha ingresado 854.000 euros correspondientes al pasado año y ha confiado en que el resto del dinero que ha sido cobrado en primera instancia por consorcios y ayuntamientos pueda ser ingresado en URA en las próximas semanas.

Para el año 2010, la previsión de recaudación por este impuesto es algo mayor y ronda los tres millones de euros. Sin embargo, esta cifra es inferior a lo previsto en los presupuestos del Gobierno vasco para este año.

En concreto, supone que URA va a ingresar a lo largo de este año 1,5 millones de euros menos de lo que se esperaba por este impuesto.

Fuentes de URA han explicado a Efe que el desfase se debe a que los 4,5 millones de euros que se habían previsto ingresar eran una estimación inicial que ha tenido que ser corregida a la baja con datos “más precisos”.

Además, han recordado que el sector agropecuario ha quedado exento del pago de este impuesto, lo cual también ha contribuido a rebajar las previsiones.

Según Urrizalki, la cantidad que van a dejar de ingresar por la moratoria aplicada al sector primario ronda los 200.000 euros.

Para el año 2011, Urrizalki ha estimado que la recaudación por el canon del agua se elevará a 3,5 millones de euros y ha opinado que “el techo” de recaudación se situará en torno a los cuatro millones de euros en 2012.

El canon del agua se puso en marcha en enero de 2009 como un incentivo para reducir el consumo de agua en Euskadi y, de paso, mejorar los cauces, su entorno y las técnicas de uso del agua en los sectores afectados con el dinero recaudado.

No obstante, este impuesto, que está regulado en la Ley Vasca del Agua, no se aplica a hogares ni a usos agropecuarios.

A los usuarios domésticos no se les está gravando con el impuesto porque la media de consumo está por debajo de 130 litros por persona y día.

A los agricultores y ganaderos se les empezó a aplicar en 2009 pero el Gobierno vasco ha aceptado la petición del Parlamento Vasco y ha establecido una moratoria del pago del canon en el sector primario hasta realizar un estudio sobre el consumo del agua en la actividad agro-ganadera.

En los pasillos del Parlamento Vasco, Urrizalki ha dicho que no hay ninguna previsión de empezar a aplicar el canon en los hogares vascos.

Por tanto, los usos que están siendo gravados con el impuesto son los de empresas e instituciones en general.

Escriba su comentario