La Junta investiga la muerte por envenenamiento de cuatro buitres

ABC.es. La Junta de Castilla y León y el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) han abierto una investigación para conocer el origen de la muerte por envenenamiento de cuatro buitres leonados, un milano real, un alimoche y dos zorros en la localidad soriana de Santa María del Prado.

Las necropsias de los ejemplares muertos han dado como resultado la localización de lesiones compatibles con las producidas por la intoxicación con productos tóxicos, por lo que la Junta ha remitido muestras al Laboratorio Forense de Vida Silvestre para su análisis toxicológico detallado.

Agentes medioambientales del Gobierno regional en Soria liberaron ayer en el Cañón del Río Lobos a otro buitre negro afectado por la intoxicación, tras ser recuperado satisfactoriamente en el Centro de de Recuperación de Animales Silvestres.

Al ejemplar se le ha colocado en el tarso una anilla de PVC amarilla con un código de tres letras para realizar su seguimiento tras la liberación.

El Seprona y los agentes medioambientales de la junta localizaron la semana pasada a estos animales silvestres con síntomas de envenenamiento por productos tóxicos en la localidad de Santa María del Prado, perteneciente al término municipal de Matamala de Almazán.

Las consecuencias del hecho se agravan al localizarse ejemplares muertos de alimoche y milano real, dos especies que se encuentran clasificadas en la categoría de “Vulnerable” en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas.

El Gobierno regional ha recordado que el uso de productos tóxicos en cebos colocados en el medio natural es un delito tipificado en el Código Penal con pena de prisión de cuatro meses a dos años o multa de ocho a veinticuatro meses.

El uso de cebos envenenados, además de ser una de las mayores amenazas para la supervivencia de diversas especies protegidas, representa un serio peligro para la salud pública, ya que pueden ser ingeridos por especies cinegéticas y pasar a través de ellos a la cadena alimentaria.

Durante los últimos meses la Junta de Castilla y León ha suspendido mediante resoluciones el aprovechamiento cinegético en varios cotos de la Comunidad debido al uso ilegal de cebos envenenados en los mismos.

Escriba su comentario