La Diputación de Vizcaya indemnizará a los ganaderos que sufran ataques de lobos y buitres

diputacion_bizkaia.jpgLa cuantía de la ayuda será del 90% del baremo establecido y los afectados deberán notificar los daños al Departamento de Agricultura antes de las 12 horas de haberse producido.

aplauso3.gifEl Departamento de Agricultura de la Diputación Foral de Vizcaya ha establecido una ayuda de 165.000 euros dirigida a paliar los posibles daños causados por los buitres y lobos al ganado doméstico, así como los programas de saneamiento ganadero.

Según la Diputación, se trata de “un nuevo esfuerzo para conciliar la supervivencia de nuestra fauna salvaje y la actividad ganadera que comparten el mismo espacio natural y conseguir así el equilibrio necesario entre la actividad económica del primer sector en Vizcaya y la riqueza de nuestros montes”.


Los 165.000 euros estarán destinados a las indemnizaciones por daños ocasionados por buitres leonados, actualmente incluidos en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas. La Diputación Foral tomará responsabilidades en casos de daños causados al ganado ovino, bovino, equino y caprino por los buitres leonados en el territorio vizcaíno. La cuantía de la indemnización será del 90% del baremo establecido.

Procedimiento regulado

Los ganaderos deberán notificar el ataque al Departamento de Agricultura antes de las 12 horas de haberse producido. Los animales a indemnizar no se podrán encontrar estado avanzado de descomposición y no deberá tratarse de animales enfermos, decrépitos o que tengan afectada su capacidad de autodefensa. Por el contrario, las indemnizaciones a percibir por los ganaderos como consecuencia de ataques de lobos por los animales muertos o heridos será del 20% de la cantidad determinada como indemnizable por el seguro agrario.

Esta ayuda será compatible con las indemnizaciones abonadas por la compañía de seguros. Una vez detectado el ataque, el ganadero deberá comunicarlo en el plazo máximo de 24 horas, a la Oficina Comarcal Agraria correspondiente a la explotación.

Las ayudas económicas de la Diputación vizcaína también incluyen los casos de sacrificio obligatorio de animales por estar afectados por el mal de la lengua azul, o la encefalopatía espongiforme. Las indemnizaciones serán proporcionales al valor real de los animales.

EL CORREO

Escriba su comentario