EHNE denuncia que se permita rebajar hasta un 17% el precio del cordero con ‘label’

logo_ehne.gifEHNE denuncia las prácticas comerciales que contribuyen a bajar el precio en origen, cuando el principal problema que asola al sector agrario es la falta de unos precios dignos que cubran los costes de producción.

Una vez pasada la temporada navideña en la que el cordero tiene buena salida, llegado el mes de enero su comercialización es más difícil. Los diferentes agentes del sector agrario tienen pleno derecho a poner en marcha las estrategias comerciales que crean oportunas, pero en opinión de EHNE se dan circunstancias que atentan directamente contra los pastores y pastoras y las iniciativas que defienden un precio digno para las personas productoras.

EHNE ha detectado que diferentes operadoras comerciales, entre ellas Gurokela, están ofreciendo corderos de Label en las carnicerías a un precio inferior al que se está pagando a los pastores. En estos momentos, por ejemplo, la marca Bizkaiko Bildotsa que comercializa el matadero Erralde está pagando a los pastores 6,46 euros/kg. Sin embargo, operadores como Gurokela ofrecen cordero de Label por un euro menos en las carnicerías que trabajan con Erralde. EHNE denuncia de manera contundente este tipo de prácticas, sobre todo teniendo en cuenta que tanto Gurokela como la Fundación Kalitatea reciben ingentes cantidades de dinero público, concretamente por parte del Departamento de Agricultura del Gobierno Vasco y las Diputaciones. Es inadmisible que entidades creadas y subvencionadas por el Departamento de Agricultura se dediquen a bajar el precio en origen de los productos agrarios.

No es la primera vez que se dan este tipo de prácticas, el año pasado el Label ofreció a las carnicercías un cordero de regalo por cada 10 que compraban, causando con esta oferta un gran malestar en el sector productor además de ser una dudosa práctica para promocionar un producto de calidad. El Label, actuando de esta manera y permitiendo estas prácticas, se está convirtiendo en una herramienta en contra del sector, quedando en entredicho uno de sus objetivos teóricos como es “defender la labor de los productores”.

EHNE exige la creación de un Observatorio de Precios que actúe contra este tipo de prácticas comerciales que contribuyen a bajar el precio en origen del cordero y resta rentabilidad a las explotaciones agrarias.

EHNE

Escriba su comentario