ENBA rechaza el Plan de Ayudas a la Inversión que será aprobado mañana

enba_mini1.JPGDiputación, sin consenso sectorial, pretende penalizar a los sectores más profesionales e inversores del agro guipuzcoano

La organización agraria ENBA de Gipuzkoa rechaza el nuevo plan de ayudas que el Diputado de Innovación, Desarrollo Rural y Turismo,  Jon Uriguen, llevará al Consejo de Diputados de mañana para su aprobación.

Rechaza el Decreto de Ayudas a la mejora de la competitividad y sostenibilidad de las explotaciones, conocido sectorialmente como el plan de ayudas a la inversión, tanto en su forma como en el fondo del mismo.

Rechazamos la forma de aprobar este Decreto puesto que ha sido aprobado sin consenso sectorial y con el único visto bueno del sindicato Ehne y del centro de gestión Lurgintza mientras el resto de agentes no hemos sido consultados sobre las importantes modificaciones que han sido introducidas a expensas de los anteriores. La tramitación de los numerosos e importantes cambios  ha sido reducida a una única reunión en vísperas de su envío al Consejo de Diputados en la que se nos notificaron los cambios.

Rechazamos el fondo puesto que supone una vuelta de tuerca más en un camino dirigido a ahogar a los sectores más profesionales, más inversores y más ligados al mercado mientras se reorienta el decreto hacia subsectores como el ecológico y más extensivos.

En un contexto de crisis y de escasez de recursos la Diputación Foral de Gipuzkoa ha optado por reducir en un 30% el de por sí ya exiguo porcentaje de ayudas en instalaciones ganaderas, hortofloricultura, frutales, etc además de reducir el número de perceptores de plus de calidad mientras por otra parte, abre ayudas para la transformación, elaboración y comercialización de productos, excediéndose en sus competencias, y al mismo tiempo, rebaja el importe de la inversión mínima de 6.000 a 3.000 euros con lo que nos encontraremos con mayor número de solicitudes de menor importe e importancia y consecuentemente, las inversiones importantes se verán afectadas mediante el prorrateo.

La Diputación Foral de Gipuzkoa con este nuevo Decreto ha dejado bien claro cuál es el modelo de agricultura que apoya y cuál penaliza, cuáles son sus prioridades y cuáles son los subsectores que menos quiere apoyar y ejemplo de ello son las siguientes cuestiones donde a lo largo y ancho de pequeñas medidas se retira un importante apoyo a determinadas explotaciones profesionales:

 A pesar de haber abierto la puerta a una competencia que no es suya como son las ayudas a la transformación,  la Diputación Foral de Gipuzkoa ha dejado fuera de este paquete de ayudas a las bodegas de txakoli, aún a sabiendas, que la casi totalidad de ellas están transformando fundamentalmente su propia producción de uva.

 Elimina toda ayuda a las inversiones que conlleven la superación de la  carga ganadera de 5 UGM /HA lo cuál es un ataque directo a las explotaciones de vacuno de leche del territorio.

 El subsector de la hortofloricultura en hidroponía se verá penalizado frente a la hortofloricultura convencional al no percibir los complementos que se prevén para esta última y lo que es más sorprendente, se elimina la referencia a la producción integrada en los que concierne al plus de calidad.

Escriba su comentario