El servicio de sustitución para baserritarras se consolida con noventa usuarios al año

En sus doce años de recorrido más de 800 profesionales han recurrido a este servicio, 86 de ellos solo en 2006. 

Lorra_logo.gif
 
 
Hace años, coger una baja por enfermedad era algo sumamente difícil para un baserritarra. Ni qué hablar de irse de vacaciones. Hoy en día, gracias al servicio de sustitución de la Diputación, que gestiona la cooperativa Lorra, es posible para muchos de los ganaderos y agricultores vizcainos. Este “gratificante” programa, en palabras del propio gerente de Lorra, Martín Uriarte, presta cada año servicio a unos noventa baserritarras, una cifra consolidada y que multiplica por cinco los 15 servicios con los que se estrenó en 1994.

El servicio, instaurado de forma pionera por el departamento de Agricultura, consiste en la sustitución del titular de una explotación o de su cónyuge por motivos de enfermedad, incapacidad laboral transitoria, baja maternal o, por primera vez desde este año, paternidad. Su objetivo fundamental es mejorar la calidad de vida de las personas que trabajan en el sector primario.

La cooperativa Lorra, que aglutina tanto a cooperativas agrarias como a asociaciones de productores agrícolas y ganaderas de Bizkaia, gestiona este programa como entidad colaboradora de la Diputación. Para ello, dispone de una bolsa de trabajo con personal especializado, capataces agrícolas o agricultores con una experiencia superior a cinco años en actividades agrarias. “Disponer en todo momento de personal especializado para atender cualquier demanda implica la necesidad de tener una lista de trabajadores capacitados y dispuestos a resolver la situación encomendada”, destaca Martín Uriarte, gerente de Lorra.

El año pasado, un total de 86 titulares de explotaciones agrarias de Bizkaia se acogieron a este servicio, 62 de ellos por vacaciones, 24 por baja por enfermedad o accidente y una de ellas por maternidad. La mayoría de las solicitudes procedieron de explotaciones de vacuno de leche (34 de las 62 sustituciones por vacaciones). Otras nueve fueron solicitadas por titulares de explotaciones de vacuno de carne, siete por horticultores, cuatro pastores, otros tantos fruticultores, dos cunicultores, un titular de porcino y otro de gallinas y pollos. Ya en lo que va de año se han realizado un total de doce servicios de baja -uno de ellas por maternidad-, y 56 por vacaciones.

Más en ganadería Teniendo en cuenta los subsectores que componen el agro vizcaino, la demanda del servicio de sustitución se produce en todos ellos, aunque la mayor parte de las solicitudes provienen de las explotaciones de vacuno de leche y horticultura.

Por comarcas, los baserritarras de Enkarterri son los que más han recurrido a este servicio (casi la mitad de las peticiones de este último año han procedido de esta comarca), seguida de Markina, Gernika, Mungia, Igorre-Arratia y Durangaldea.

Uriarte afirma con rotundidad que el servicio está “totalmente consolidado” actualmente entre los titulares de las explotaciones agrícolas de Bizkaia, a pesar de la “desconfianza que puede generar la novedad de estos servicios”.

La demanda ha ido creciendo con el paso de los años, sobre todo en los de vacuno de leche y horticultura, y ya han sido más de 800 baserritarras los que se han beneficiado de este servicio desde su puesta en marcha. Aunque la mayoría han sido hombres, también las han solicitado mujeres, algunas de ellas por maternidad.

Tanto es así, que en los últimos años incluso no se han podido resolver algunas de las solicitudes, “pocas”, al no haber personal disponible en ese momento. “Son pocos los casos que no han podido ser resueltos, y se concentran principalmente en estos últimos años por el incremento de la demanda”, afirma Uriarte. 

Fuente. Deia.com

Escriba su comentario