El Gobierno Vasco aborda una estrategia específica que da máxima prioridad a proteger la biodiversidad y frenar su deterioro

La consejera Esther Larrañaga considera que éste es, junto al cambio climático, el gran reto de la política ambiental de nuestro país, que debe situarse en primera línea de la agenda política de todos los gobiernos.

escudo_gvasco1936.gif

La Consejera de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio del Gobierno Vasco, Esther Larrñaga, ha presentado hoy en Bilbao el inicio de un proceso participativo para elaborar la Estrategia de Biodiversidad de la Comunidad Autónoma del País Vasco para el periodo 2008-2015. Se trata de poner en marcha un proceso que permita crear un plan de acción a medio plazo para preservar nuestra diversidad biológica, tal como señala en su séptimo objetivo estratégico el Programa Marco Ambiental del Gobierno Vasco, ratificado recientemente por el Parlamento Vasco.

De esta forma el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco acomete su segundo gran reto de esta legislatura. Tras sentar las bases de la estrategia sobre el cambio climático, con la inminente aprobación del Plan Vasco de Lucha contra el Cambio Climático, aborda ahora la actuación para recuperar el equilibrio de la Biodiversidad, entendida como uno de los pilares fundamentales del desarrollo sostenible.

Y es que, en palabras de Larrañaga, “es hora ya de desterrar la falsa idea de que las sociedades deben procurar primero el bienestar económico y, una vez conseguido éste, el ambiental, como si ambos pudieran disociarse. Del mismo modo que es tiempo de desmontar la falacia de que la protección de la naturaleza es un freno al desarrollo económico”, añadió. “Un desarrollo que no abarque simultáneamente la dimensión socioeconómica y ambiental, no sólo no es sostenible ni merece la pena que lo sea, sino que ni siquiera puede ser considerado un auténtico desarrollo”, señaló la consejera.

DIAGNÓSTICO DE LA BIODIVERSIDAD

La situación en la que se encuentra la diversidad biológica en la Comunidad del País Vasco es proporcionalmente tan preocupante como la del conjunto del planeta. A nivel mundial se estima que el 12% de las aves, el 25% de los mamíferos y el 33% de los anfibios, están en riesgo de desaparición.

En nuestra Comunidad, 42 especies de fauna y 44 de flora se encuentra en situación de amenaza grave; y 34 especies de vertebrados están en riesgo de desaparición. La CAVP posee 68 hábitats de interés comunitario (incluidos en los anexos de la Directiva Europea Hábitat), cuya importancia es capital para la conservación de la biodiversidad. Las razones de que estemos asistiendo a una pérdida progresiva de nuestra riqueza natural están técnica y científicamente documentadas. La mayor parte de ellas están protagonizadas por la actividad humana. La más relevante es precisamente la pérdida, reducción o fragmentación de hábitats naturales debido a la intensificación de usos agrarios y forestales, la urbanización del litoral a la contaminación o a la proliferación de infraestructuras mal diseñadas o planificadas. Además, existen otros factores, tales como el cambio climático, la introducción de especies invasoras exóticas; o la sobreexplotación de los recursos biológicos.

La Estrategia de Biodiversidad tendrá como finalidad crear las condiciones para invertir esta tendencia y conseguir que el País Vasco sea un referente en la recuperación y conservación de la diversidad biológica. Además de cumplir con lo establecido en el Programa Marco Ambiental, esta actuación permitirá también ser coherente con la implicación del Gobierno Vasco a nivel mundial, es especial con el acuerdo denominado “Countdown” o Cuenta Atrás, suscrito en Beijing (China) este mismo año por numerosos pueblos y países para frenar el declive de la biodiversidad con objetivos tangibles para 2010.

El proceso de elaboración de la Estrategia está diseñado de forma que se garantice la participación activa, no solo consultiva, de los distintos sectores de la sociedad vasca, mediante la implicación de los agentes sociales que la representen. Con esta finalidad se ha creado un punto de encuentro en el Foro de la Biodiversidad que hoy se reunirá por primera vez para iniciar esta andadura. En los próximos seis meses se desarrollará una agenda de encuentros en los que se avanzará desde el diagnóstico de situación hasta el plan de acción final, mediante una metodología abierta y participativa que pivotará sobre los grupos de trabajo que representarán tanto a los distintos ámbitos territoriales implicados en la preservación de la biodiversidad, como a los responsables administrativos encargados de la gestión pública. La dinámica de trabajo de estos grupos estará a cargo de un grupo de coordinadores de probada solvencia en cada campo. Toda esa tarea estará promovida e impulsada por el equipo responsable del proyec
to que dispondrá a su vez del asesoramiento de un comité de expertos.

Fuente. Agroinformacion.com

Escriba su comentario