ASAJA MUESTRA AL GOBIERNO SU RECHAZO A LA NUEVA DENOMINACION DEL DEPARTAMENTO

Asaja.gifASAJA ve con preocupación el cambio de denominación del departamento de Agricultura, Pesca y Alimentación, por el de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, y muy especialmente en estos momentos en los que el debate agrario, en su mas amplio contexto, debería configurarse como uno de los principales retos del Gobierno, tanto a nivel nacional, como europeo y mundial.

Precisamente en estos momentos, en los que el encarecimiento de las materias primas, la crisis sin precedentes que atraviesa el sector ganadero, o el desfase, a veces escandaloso, entre precios percibidos por los agricultores y los pagados por el ama de casa, han sido caballo de batalla en numerosos debates electorales, el Gobierno ha decidido, de forma unilateral y arbitraria, “ningunear” dos de los principales retos que afronta la sociedad hoy en día, la agricultura y la alimentación.

En efecto, nos oponemos a que se pretenda restar importancia al sector agrario en un contexto en el que se están debatiendo cuestiones cruciales a nivel mundial, como son la seguridad alimentaria, tanto en términos de suficiencia como de garantías sanitarias, la dependencia de los recursos energéticos fósiles y su sustitución por energías renovables, o la aportación de la actividad agraria y ganadera en la lucha contra el cambio climático y el mantenimiento del medioambiente.

La UE se encuentra en pleno debate sobre el futuro de la Política Agraria, enmarcada también de forma indefectible con el Presupuesto Comunitario más allá de 2013, así como en una fase trascendental de las negociaciones comerciales multilaterales en la OMC y bilaterales con importantes regiones productoras. En esta situación, y como una de las mayores potencias agrarias europeas, no parece nada oportuno excluir el nombre de “Agricultura” en las carteras de nuestros representantes en estos foros.

Bien al contrario, podría entenderse por parte de nuestros colegas comunitarios y de nuestros competidores internacionales como una perdida de interés en la defensa de nuestros intereses agrarios. No es de recibo que mientras el Presidente de la Republica Francesa, Nicolás Sarkozy, quiere liderar el debate agrario, haciéndolo una de sus prioridades de la Presidencia francesa del segundo semestre, España, segunda potencia agraria de la UE, menosprecie su propio potencial.

Por tanto, ASAJA insta al Gobierno a que refuerce y haga patente, no solamente ante los profesionales agrarios, sino ante el conjunto de la sociedad, el interés de este nuevo Departamento por la agricultura como sector estratégico de primer orden del Gobierno de España.

Además de su función de abastecedora de productos de primera necesidad, necesarios en cantidad y condiciones sanitarias y alimentarias, la agricultura desempeña un papel fundamental en el mantenimiento del 90 % del territorio, dando empleo y generando riqueza a nuestros pueblos, garantizando su cohesión y la conservación del entorno natural, y siendo fuente de recursos energéticos renovables y actor principal en la lucha contra el cambio climático.

Fuente. ASAJA

Escriba su comentario