PROMESA CUMPLIDA

Ecólogos y ecologistas

a142.jpeg Dibujo. Geroa

Estoy harto de que se confundan a los ecólogos y a los ecologistas. Los ecólogos son los que estudian y desarrollan la ciencia de la Ecología. Los ecologistas utilizan algunos resultados de los ecólogos para abonar sus fines, personales, políticos o inconfesables. Ya sé que está muy de moda ser “ecologista” o decir que uno es “ecologista”, y si te defines en contra de algún postulado “ecologista” te arriesgas a que te digan de todo, desde que estás vendido a las petroleras, hasta que eres un cabronazo al que le importa un pimiento el planeta, o que eres un insensible ante los “dogmas ecologistas” del “calentamiento global”, el “cambio climático”, o el “desarrollo sostenible”.

Lógicamente, no se puede meter a todos en el mismo saco. Igual que hay científicos que “maquillan” los datos para transmitir una sensación de catástrofe que les aportará fondos, también hay grupos ecologistas que actúan de forma noble y desinteresada, pero, en general, la mayor parte de los implicados están bien encuadrados en un grupo u otro, el de los ecólogos científicos o el de los ecologistas demagógicos.

Opino que entre los ecólogos y los ecologistas respecto a la ciencia de la Ecología existe la misma relación que entre los astrólogos y los astrofísicos respecto a la Astronomía. Unos trabajan para desarrollar una ciencia (la Ecología o la Astronomía) y otros aplican los resultados que les interesa de esa ciencia en beneficio propio. O bien, lo mismo que los valencianos y los valencianistas, los primeros viven en Valencia, trabajan allí, desarrollan esa ciudad, los segundos son seguidores de un equipo de fútbol que tiene su sede en Valencia. Lo mismo se puede decir de los barceloneses y barcelonistas, o de los madrileños y madridistas. Los segundos son una pura anécdota en la ciudad. Los ecologistas son una pura anécdota en la Ecología.

Comparen esta definición de la ciencia de la Ecología con los principios rectores del grupo denominado Ecologistas en acción , que dice practicar “el llamado ecologismo social, que entiende que los problemas medioambientales tienen su origen en un modelo de producción y consumo cada vez más globalizado, del que derivan también otros problemas sociales, y que hay que transformar si se quiere evitar la crisis ecológica. Para ello realiza campañas de sensibilización, denuncias públicas o legales contra aquellas actuaciones que dañan el medio ambiente, a la vez que elabora alternativas concretas y viables en cada uno de los ámbitos en los que desarrolla su actividad.

Fíjense que ahora no se habla de lo que causa y afecta a “la humanidad”, sino que el coco es la “globalización”, el “modelo de producción y consumo” del que se derivan “problemas sociales”, y especifica que van a realizar “campañas” y “denuncias”. Bueno, no estaría mal si no se les viera el plumero con lo de la globalización, palabreja que puede significar lo que uno quiera entender, igual que los “problemas sociales”. Si se va a criticar, lo cual es encomiable, el mal uso de los recursos naturales, ¿cómo es que se sabe a priori que depende del modo de producción? ¿Qué otro modo de producción es mejor que el capitalista, desde el punto de vista ecológico? ¿El modo de producción dirigido por el Estado? ¿Es que acaso la URSS no contaminaba tanto o más que USA? ¿Cómo saben que hay “crisis ecológica”? Lógicamente, dependerá del tema que se trate.

No me opongo a que se controlen los vertidos ilegales, a que se reciclen las aguas residuales, a que se tenga más respeto por el medio natural, a que se mejore la calidad del aire, es necesario que los gobiernos pongan límite a la contaminación que produce la actividad humana. Me opongo a la exageración de las prácticas ecologistas de algunos grupos, que han adquirido un gran poder mediático y están ya soportados e integrados en formaciones políticas que pretenden explotar la gallina de los huevos de oro del ecologismo demagógico. Muchos grupos ecologistas son del tipo “sandía”: verdes por fuera, rojos por dentro. La misma demagogia que han practicado cuando prometían el “paraíso proletario” siguen aplicando ahora con otros dogmas de fe ecológicos.

Cuando se aplican resultados “ecológicos” sin un principio científico, se suele meter la pata. Cuando se prohíbe cualquier tipo de tala en un bosque, los incendios proliferan, mientras que una tala y limpieza controladas mantienen mejor el medio que la ausencia de intervención. Aquí tienen un acercamiento a la ecología científica , bastante crítico con muchos grupos ecologistas, incluido Geenpeace (o Gr€€npis, para algunos). Me propongo desarrollar alguno de los “temas icono” ecologistas en alguna futura bitácora, empezando, por ejemplo, por los gases de efecto invernadero y el calentamiento global.

Fuente. Undiadefuria.org  (enlace)

6 Respuestas to “PROMESA CUMPLIDA”

  1. metfan Says:

    Bueno, una opinión tan válida como el tiempo que ha durado su web… literalmente… “un dia” de furia, mosquedado y enfurrullado con el mundo, y hoy le ha tocado a los ecologistas… y mañana. En fin de todo tiene que haber en el mundo.

  2. geroa Says:

    Sin animo de generalizar, pienso que parte de razón tiene. El hecho de autodenominarse ecologista, muy común y positivo por cierto, no te acredita para nada mas que el transmitir tu sensibilidad o interés por el medio natural y su conservacion o mejora. Me parece bien que todos nos autodefinamos como ecologistas, lo cual no quiere decir, que todos tengamos que entender la ecología como lo hacen determinados lobyes, otros aprendices de terroristas y eco terroristas que equiparan la vida de un animal a la de las personas. pero quizás eso sea un tema mas filosófico. En definitiva nadie tiene el monopolio de la palabra ecologia y lo que esta representa por muy bien organizados mediaticamente que esten.

  3. Ecologo pues Says:

    Soy un aferrimo defensor de la naturaleza y el ecosistema, pero admito que tienes toda la razón. Tu visión es realista y objetiva y, por desgracia, acertada.

    La defensa de la naturaleza debe ser similar a la ayuda a los más desfavorecidos: individual, personal, anonima y, por supuesto, buscando un resultado optimo, pues apoyando ciertas cosas se hace un flaco favor en pro de ciertos “objetivos” mal explicados.

    No os fieis nunca de nadie que diga que va a salvar el mundo, que el es vuestro rescatador (especialmente si es una organización estructurada de forma rigida).

  4. atean Says:

    mira tienes toda la razon cuando hablas sobre la vinculacion con intereses politicos de ciertos ecologistas …pero no me vengas a criticar eso ..y despues decir que no hay mejor sistema de produccion que el sistema capitalista porque es el unico que ha sabido destruir el planeta solo para provocarle una mayor comodidad y confort al sr humano …si tu eres un tecnico o ecologo ..como te haces llamar. deberias saber que u ecologista es un ecologo que supo que hacer con esos conocimientos …y compartirlos con otros ..para crear conciencia en los demas ,que el ser humano y la naturaleza ya no se estan entendiendo bien …
    y no creerse unico y magnifico para tratar de ocupar esa informacion de “ecologo” solo para diferenciarse y creerse dueño de la verdad ..ademas con un concepto equivocado a mi entender …

  5. ANONIM@ Says:

    Hola,yo tengo 22 años y no voy a nombrar mi sexo,quiero proteger mi anonimato.Y digo que,yo no comence mis estudios tersiarios que le llaman, facultad creo.No he comensado porque no he ni terminado mis estudios primarios,con lo cuales me quede solo asta 5 año y luego me fui a btrabajar.Cuando termine todo,estudiare de ecologo.Grasias por ber mi comentario,ANONIM@.

  6. blackshens11 Says:

    Hola, mira está muy bien lo que dices, pero creo que te equivocas un poco. La verdad no me gustaría crear problemas pero te voy a decir lo que creo yo.
    Estoy de acuerdo contigo que mucha gente se auto llama ecologista por el simple hecho de que está de moda, y que si, hay que diferencia entre el que ha estudiado ecología y el que predica la ecología. Pero también pueden estar juntos estos dos conceptos, o es qué un ecólogo no puede ser ecologista, es como decir que un barcelonés no puede animar al Barça.
    Además si realmente has estudiado en la universidad y has tocado un poco el “mundillo” de la investigación, sabrás que un acto muy importante es saber comunicarse con los demás y saber transmitir los conocimientos que tienes en tus manos o que has descubierto, para que estos puedan ayudarte o comprender lo que tu has estudiando, i por lo tanto, si realmente amas este planeta, amas a la madre naturaleza (cosa que yo amo e intento cuidar) entenderás que es tan importante tener ECÓLOGOS como ECOLOGISTAS.

Escriba su comentario